HISTORIA
TuWeb
Álbum de Fotos
Mis enlaces
Mi currículum sin experiencia
Mi currículum
HISTORIA
 
HISTORIA

Monjas fue fundado en el año de 1601, por los españoles que se establecieron en este lugar, en el cual se dedicaban a la cría de caballos de alto registro, este lugar fue conocido como LA ESTANCIA, primer nombre de monjas.
En un principio los españoles contrataron a nativos para que se hicieran cargo de los trabajos, posteriormente en 1810, al inicio de nuestra independencia, los españoles abandonan el país y dejan a tres monjas enclaustradas que pertenecían al convento de Santa Catarina de Siena, perteneciente a la orden de Santo Domingo, quienes llegaron a Oaxaca en 1576 ,que traían consigo a la virgen de la Inmaculada Concepción,virgen que está en monjas desde entonces.

Foto
Foto
Foto

LOCALIZACION

Monjas es un municipio y una localidad en el estado de Oaxaca. Se enclava dentro de la región de la Sierra Sur y pertenece al distrito de Miahuatlán. La población del municipio era de 2 104 habitantes en 2005. La cabecera municipal se localiza en el poblado del mismo nombre, que cuenta con 641 habitantes. La mayor localidad es Santa María Velató, con 930 habitantes. Hay además 4 localidades más.
Colinda al este, norte y oeste con el municipio de Miahuatlán de Porfirio Díaz, y al sur con Santa Cruz Xitla.
Monjas nació como núcleo poblacional alrededor de una hacienda del siglo XVII. Debe su nombre a que existió un convento de monjas, del que aún es posible mirar los restos.
Monjas se encuentra a 1530 m snm, en la Sierra Madre del Sur. Debido a la altitud, goza de un clima templado, con veranos calurosos e inviernos frescos. El río principal es el río Bravo Miahuatlán. Por su clima, su orografía suave y la disponibilidad de agua, el municipio tiene como la actividad económica principal la agricultura.
Está a 9 km de distancia de la ciudad de Miahuatlán, con la que se comunica por la carretera estatal Oaxaca-Pochutla. Por su cercanía con Miahuatlán, la actividad de Monjas está muy ligada a la esta última.

ESCRÍBEME:
Me interesa tu opinión